Volver a contratar a un trabajador despedido - Attardabogados.com

Volver a contratar a un trabajador despedido


tipos-de-despido

Dentro de los tipos de despido encontramos tres: colectivo, disciplinario y objetivo los cuales se pueden clasificar en nulos, procedentes e improcedentes según el caso y la sentencia del Juez o lo que se acuerde en el acto de conciliación laboral.

Despedir a un trabajador y volver a contratarlo

Los tipos de despido son los siguientes:

1. El primero de ellos, el despido colectivo, se refiere, como su nombre indica, a la terminación del contrato de un grupo de trabajadores.

Normalmente está fundamentado en las mismas causas que el despido objetivo: económicas, organizativas, técnicas o de producción.

La normativa para el número de empleados que pueden despedir bajo esta figura, regulada en el artículo 51 del Estatuto de los Trabajadores, depende en gran medida del tamaño de la empresa, o de la situación económica de esta, como ocurre en los casos de liquidación.

Sin embargo las empresas deben probar que el despido de forma colectiva se ajusta a la normativa, para poder acceder al Expediente de Regulación de Empleo.

2. El segundo es el despido disciplinario, ocurre cuando el empleador alega el incumplimiento de las normas, del convenio colectivo o de las funciones del puesto de forma grave por causa imputable al trabajor.

Por ejemplo, las faltas al trabajo sin causa justificada, los retrasos, el incumplimiento contractual o la desobedencia son algunas de las causas más frecuentes de despido disciplinario, pasando previamente por las llamadas de atención por escrito de las faltas reiteradas.

3. El último y el que más se produce es el despido objetivo, en el cual el empleador se ampara en causas económicas (las más frecuentes), técnicas, de producción u organizativas para despedir al trabajador.

A raíz de la situación económica en España, como decimos, el despido objetivo es el que más se alega, pero muchas veces termina convirtiéndose en improcedente porque los empresarios no suelen cumplir los requisitos formales establecidos en el artículo 53 del ET.

Estos son los tipos de despidos más importantes dentro de una empresa. Podemos calificarlos todos como procedentes, salvo que se dé alguna causa que indique su improcedencia (como no cumplir los requisitos formales).

4. En cuanto al despido nulo, debe haber alguna causa de discriminación para poder proceder a esta calificación y tiene que ser observada por el Juez de lo social.

Aunque se tiende a pensar que no te pueden despedir si estas embarazada o si estas de baja por incapacidad temporal, esto es un error. Puedes ser despido, pero la empresa tiene que alegar una causa justa para el mismo.

¿Puede volver a contratar al trabajador despedido? En principio, podría, pero habría que ver cómo se ha llevado a cabo el despido para saber si se alegó algún motivo no justificado y si sería o no conveniente. Es un tema más complejo que requiere ver el caso concreto.

¿Problemas en la empresa? ¿le van a despedir? ¿quiere pedir la baja voluntaria? ¿Cree que su despido puede ser improcedente o nulo? Contacte con nuestros abogados y le darán solución sobre estos temas labores.

¡Consúltenos Ahora! Le Daremos Soluciones.

Consultas por Teléfono
807 403 167
Realice su consulta
online

0 Opiniones sobre el artículo

Introducir comentario

Nombre*  
Email*     
Su Web   

Su comentario:
Acepto el aviso legal y la política de privacidad