Diferencias entre un falso autónomo y un TRADE - Attardabogados.com

Diferencias entre un falso autónomo y un TRADE


diferencias-entre-un-falso-autonomo-y-un-trade

Existen diferencias más que notables entre un falso autónomo y un TRADE (autónomo económicamente dependiente), y no solo porque contratar a alguien como falso autónomo sea ilegal, sino también por las circunstancias que derivan de ambas relaciones.

Trabajador o Trade

Se conoce como falso autónomo a aquél trabajador que se da de alta en la Seguridad Social utilizando la figura del autónomo para no realizar un contrato laboral.

En cambio, el trade es el autónomo que percibe, al menos, el 75% de sus ingresos de un solo cliente (da igual que sea persona física o jurídica).

El falso autónomo no se puede legalizar mediante el trade. Lo que diferencia a un autónomo de un trabajador con contrato laboral es su independencia.

Tanto el autónomo como el trade utilizan sus propios medios y asumen sus propios riesgos, cosa que no tiene porqué hacer un trabajador contratado.

¿Puede contratar a un autónomo para que trabaje en su empresa?

La respuesta es sí, por supuesto. Siempre y cuando el autónomo sea independendiente en sus medios, en sus retribuciones

Por ejemplo, una compañía de seguros necesita comerciales con contrato mercantil, pero estos comerciales trabajan solo para la aseguradora, cobrando su sueldo íntegramente de esa compañía, con sus medios técnicos y materiales. ¿Qué diferencia hay con una relación contractual como trabajador? Ninguna.

Pero en cambio, si al trabajador (económicamente dependiente o no) la aseguradora le dice lo que quiere: que traiga clientes, y le deja a él la forma de ejecutarlo y los medios propios para realizar ese trabajo, incluso si el 80% de los ingresos de esa persona provienen de los seguros, estaremos ante un autónomo.

Cuando se contrata a una persona como autónomo encubriendo lo que debería ser una relación laboral, la empresa está cometiendo una infracción que puede tener una sanción de entre 626 y 6.250 euros.

Ahora bien, el trabajador puede querer ser contratado como autónomo para poder estar empleado en más de un sitio o emitir facturas por su trabajo, encontrándonos entonces en una situación regular (autónomo que colabora con varias empresas y hace trabajos por cuenta propia).

En definitiva, hay que estar al caso concreto y son muchas las características que deben regir la relación laboral entre empresa y autónomo o trade. Si todavía no se ha dado de alta, le aconsejamos informarse de los gastos que conlleva:

– Alta en la Seguridad Social y cuota mensual: los trade también pueden beneficiarse de la tarifa plana de autónomos.

Pagos fraccionados trimestrales: IRPF (Ingreso en Hacienda del 20% de los beneficios) e IVA (debe ingresar la diferencia entre IVA repercutido e IVA soportado).

– Modelos de resúmenes anuales, retención en el IRPF, información de trámites con terceros, llevar los libros contables, guardar las facturas, información de los trámites en el ayuntamiento respectivo, etc.

¡Consúltenos Ahora! Le Daremos Soluciones.

Consultas por Teléfono
807 403 167
Realice su consulta
online

0 Opiniones sobre el artículo

Introducir comentario

Nombre*  
Email*     
Su Web   

Su comentario:
Acepto el aviso legal y la política de privacidad