Endoso del pagaré a una empresa como forma de pago - Attardabogados.com

Endoso del pagaré a una empresa como forma de pago


El endoso de pagarés es muy común entre empresarios. Se trata de una cláusula que se escribe en el dorso del pagaré y por el que quien la firma (endosante) transmite al tercero (endosatario) el derecho de cobro del pagaré cuando este llegue a la fecha de su vencimiento.

Endosar un pagaré sin fondos

Todos los pagarés pueden endosarse, salvo los que contengan la expresión no a la orden. No obstante, aunque es una práctica habitual, no está exenta de problemas que pueden derivarse de la insolvencia del deudor.

El endoso de pagarés se utiliza cuando el empresario no tiene liquidez para hacer frente a un pago y decide solventar la deuda con el crédito que tiene pendiente con el deudor que libró el pagaré. Es decir, el deudor va a realizar el pago cuando le corresponde, pero en lugar de pagarle al primero, pagará al endosatario.

Qué hacer con un pagaré endosado:

La cláusula de endoso hace que solo pueda pagarse el importe del pagaré a la última persona que aparezca en el documento como adquirente del mismo el día del vencimiento. Esto quiere decir que puede volver a endosarse (transmitirse a otra persona) el pagaré ya endosado una vez.

Parece un proceso complicado, pero en realidad no lo es. Esta transacción puede aportar más seguridad al último adquirente del pagaré si en la transmisión se adjunta un documento en el que el deudor acepta el endoso, como forma de reforzar el futuro pago del importe pendiente.

Eso sí, todo el que pone su firma en el pagaré hace una declaración de voluntad, primero adquiriendo un derecho de cobro frente al obligado al pago, y posteriormente, si endosa la letra, puede llegar a adquirir un compromiso de pago en caso de que el deudor resulte ser insolvente.

Cómo se hace el endoso de pagarés:

Para que el endoso tenga validez ante el una futura reclamación de pago, debe hacerse conforme a la Ley Cambiaria.

• Primero, debe establecerse si el endoso va a ser nominativo (a favor de una persona determinada) o al portador. El endoso al portador equivale a un endoso en blanco.

• Puede escribirse en el dorso del pagaré y deberá ser una transmisión pura y simple, no sometida a condición de ningún tipo.

• El endoso puede ser de apoderamiento o en garantía. El primero, también llamado de cobranza, faculta al endosatario para cobrar el pagaré a su vencimiento. Mientras el segundo, como su propio nombre indica, sirve de garantía para otra transacción.

• También puede transmitir el pagaré una vez con prohibición de endosar, para que no vuelva a transmitirse.

El pagaré no a la orden tiene la peculiaridad de no ser transmisible mediante endoso, pero sí puede transmitirse a través de cesión ordinaria. Ello es un problema a la hora de ofrecer el pagaré a las entidades bancarias o de crédito, ya que el endoso tiene ciertas frente a una transmisión ordinaria.

A diferencia de la prohibición de endosar, en la que se realiza un primer endoso sin que se pueda transmitir de nuevo el pagaré (porque así lo establece el primer endosante), con la cláusula no a la orden prohibimos desde el libramiento la transmisión mediante endoso, haciendo el pagaré mucho menos valioso desde el punto de vista “comercial”, porque no vamos a poder negociar con él o transmitirlo en pago de deudas contraídas con un proveedor, por ejemplo.

¡Consúltenos Ahora! Le Daremos Soluciones.

Consultas por Teléfono
807 403 167
Realice su consulta
online

0 Opiniones sobre el artículo

Introducir comentario

Nombre*  
Email*     
Su Web   

Su comentario:
Acepto el aviso legal y la política de privacidad