Jubilación anticipada autónomos - Attardabogados.com

Jubilación anticipada autónomos


Jubilación anticipada autónomos

 

Tengo 51 años y una discapacidad reconocida de más de un 68%. En mi vida laboral tengo 9 años de alta en la Seguridad Social, como autónomo, pero no he abonado a la Seguridad Social los 9 años enteros. Estuve dado de alta pero no ingresé todas las cantidades. ¿Son válidos estos años para solicitar alguna prestación a la Seguridad Social? ¿Puedo prejubilarme con esos años en los que figuro como dado de alta, o por mi discapacidad? ¿Podría cotizar durante algunos años para tener derecho a alguna prestación?

Respuesta del Experto:

 

Para solicitar la prestación por desempleo como autónomo, debe estar al corriente del pago de las cuotas a la seguridad social y tener cubiertas las contingencias profesionales. Al no estar al corriente de pago, se le cierra la vía para solicitar la prestación.

Ahora bien, si tiene pagado el período mínimo de cotización, que son doce meses, tiene un plazo de 30 días naturales para ingresar las cuotas que debe y poder solicitar luego la prestación, entiendo por su mensaje que ese plazo ya se le ha pasado.

El trabajador autónomo tiene varias opciones para solicitar prestaciones según el grado de discapacidad que se presente, pero todas estas prestaciones exigen estar al corriente de los pagos con la Seguridad Social:

  • Incapacidad Temporal (IT): tiene que estar acogido a esta cobertura, ya sea por el RETA (Régimen Especial de los Trabajadores Autónomos) o por una Mutua de Accidentes de Trabajo y Enfermedades Profesionales. Esta prestación se cubre mientras el trabajador esté impedido para su trabajo habitual y en situación de baja médica.
  • Incapacidad Permanente (IP): los autónomos pueden ir acogiéndose a diversas coberturas aumentando su cuota mensual. Para que se reconozca la incapacidad permanente, se han debido incorporar las coberturas por accidentes de trabajo y enfermedad profesional y tener también la cobertura por Incapacidad Temporal, que debe haberse acogido previa o simultáneamente.
  •  Lesiones permanentes no invalidantes: Se ha de estar acogido a esta cobertura. Este tipo de lesiones consisten en mutilaciones o deformidades que no incapaciten de forma permanente al trabajador pero que sean definitivas. Su cuantía se calcula a través de un baremo que se actualiza cada año.
  • Para los autónomos no se protege la incapacidad permanente parcial derivada de contigencias comunes. Si se protege la derivada de contigencias profesionales, cuando el autónomo tenga, al menos, un grado de discapacidad para ejercer su profesión del 50%.

En cuanto a la prejubilación, hasta 2013 la situación es la siguiente:

  • No se protegen ni la jubilación especial a los 64 años, ni la jubilación anticipada sin tener la condición de mutualista, ni  la jubilación anticipada derivada del cese no voluntario en el trabajo.
  • Queda pendiente de desarrollo reglamentario la jubilación parcial.

No obstante, a partir de 2013, con el Decreto-Ley de medidas para favorecer la continuidad de la vida laboral de los trabajadores de mayor edad y promover el envejecimiento activo se han introducido varias novedades para acceder a la jubilación antes de tiempo.

Hay que tener un período mínimo cotizado de 15 años, que irá aumentado progresivamente hasta los 25. También se les exige estar al corriente en el pago de las cuotas a la Seguridad Social. Se reconoce la jubilación anticipada voluntaria a los 63 años, cuando se tenga un período mínimo cotizado de 35 años.

No obstante, para una respuesta más concreta, los documentos necesarios serían la vida laboral, el certificado por el que se reconoce la discapacidad y un informe sobre las cantidades pendientes de abonar, entre otras cosas.

Attard abogados.

¡Consúltenos Ahora! Le Daremos Soluciones.

Consultas por Teléfono
807 403 167
Realice su consulta
online

0 Opiniones sobre el artículo

Introducir comentario

Nombre*  
Email*     
Su Web   

Su comentario:
Acepto el aviso legal y la política de privacidad