Tribunal Europeo de Derechos Humanos

En el ámbito de la protección de los Derechos Humanos aunque la última palabra la tenga el Tribunal Constitucional, tanto al Estado como a los particulares se les permite acudir al Tribunal Europeo de Derechos Humanos. Es un órgano jurisdiccional supranacional creado por el Convenio Europeo para la Protección de los Derechos Humanos y de las Libertades Fundamentales (CEDH) en el seno del Consejo de Europa.

Este Tribunal tiene sede en Estrasburgo y tiene carácter permanente. Está compuesto por un juez de cada uno de los Estados parte del CEDH, elegido por la Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa. Es idóneo para ser nombrado juez de este tribunal toda aquella persona que reúna las cualidades necesarias para ser juez en el país que lo propone. El mandato es por un período de seis años, renovándose cada tres años por mitades y siendo reelegibles. Se organiza en Pleno, Gran Sala, Salas y Comités.

tribunal europeo de derechos humanos

El Pleno casi no tiene funcione jurisdiccionales sino de carecer organizativo.

La Gran Sala es al que tiene las competencias más importantes. Está compuesta por 17 jueces; es el único órgano competente para generar doctrina interpretativa y complementaria acerca del Convenio Europeo.

Sala, compuesta por 7 miembros; se encarga de resolver acerca de la admisión de las demandas interpuestas por estados y particulares si no se pronuncia el comité.

Comités, compuesto por 3 miembros; se encarga de resolver acerca de la admisión de las demandas interpuestas por particulares.

Competencias del Tribunal Europeo de Derechos Humanos:

Al TEDH se acude para denunciar que no se está cumpliendo lo contenido en el Convenio Europeo de Derechos Humanos, ya sea para denunciar entre Estados, o un particular contra un Estado o Estados. Asimismo también tiene competencias este tribunal a nivel de consultas acerca de los Derechos Humanos.

La eficacia de las sentencias emitidas por este tribunal es problemática, ya que cuando se acude ante él ya se tiene una sentencia firme del tribunal español, y por lo tanto nos encontramos con dos sentencias firmes contradictorias, y no hay forma de anular la sentencia española por la sentencia del TEDH, ya que no está previsto en el juicio de revisión la vía para dar eficacia a la sentencia del TEDH. Así, la eficacia procesal dependerá del órgano jurisdiccional.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *